Carlos Sainz abandona en la quinta etapa del Rallye Dakar

09/01/2015

El piloto español rodando tras el polvo tocó una piedra y volcó con su Peugeot 2008 DKR

A tan solo 20 kilómetros de la meta de la quinta especial de la prueba argentina, Carlos Sainz impactaba contra una piedra y daba cinco vueltas de campana, dejando su vehículo muy mal trecho y debiendo abandonar la carrera. Tras los problemas con el turbo en la jornada anterior, Carlos y Lucas Cruz salían en la decimoséptima posición en el orden de salida. Con mucho polvo a lo largo de los 458 kilómetros que contaba la especial, en una curva no pudo ver una gran roca contra la que impactó debiendo abandonar por los daños sufridos en su Peugeot 2008 DKR. Carlos Sainz y su copiloto Lucas Cruz salían ilesos del accidente.

Carlos Sainz: "La etapa del miércoles fue muy dura, primero la avería del turbo que nos obligó a esperar al camión para reparar, a consecuencia de esto llegamos de noche a las dunas, con problemas en la dirección asistida y la poca luz que llevamos nos dificultó mucho poder superarlas. Llegamos muy tarde al campamento, los mecánicos hicieron un gran trabajo reparando el coche y nosotros tan solo dormimos tres horas. Hoy hemos salido muy retrasados, era una pista pedregosa con mucho polvo, a 20 kilómetros para el final de la jornada rodábamos detrás de un quad y había muchísimo polvo. En una curva hemos tocado una piedra, más que una piedra era casi un meteorito. No he podido hacer nada y hemos volcado. Por suerte, tanto Lucas como yo estamos bien. Estoy muy decepcionado, sobre todo después de todo el trabajo realizado por los mecánicos y el equipo, siempre es muy triste tener que decir adiós a esta carrera por la razón que sea, pero esta prueba es así y sólo nos queda empezar a pensar en el próximo Dakar”.